Este mes finalmente llegué a mi nuevo destino. Todo cambio siempre
es una oportunidad, si lo tomamos así.

En estos días se puede comprobar en  muchos Centros públicos, hasta qué punto lo político, o quizá podría decir lo ideológico,  está presente en el día a día de los claustros.

Tampoco sucede nada que en la arena social no se esté dando. Desde hace años existe una situación anómala, aquí “normal”, y es que el partido que gobierna se hace una ley educativa a su medida.

De este modo llevamos unas cuantas y… ¿quién mira las verdaderas necesidades de la Educación y de nuestras generaciones de niños y jóvenes de este siglo XXI?

Las Familias con hijos en edad escolar, entre las que me incluyo, buscamos una educación para ellos que muchas veces está por llegar.

Nuestra mirada se centra en “que les vaya bien”. ¡Por supuesto! ¿Y qué necesitan para que eso suceda?

the-new-skills-the-world-is-looking-for

Comparto una imagen, tomada de internet. de algunas de las habilidades que la nueva sociedad les demanda; está en inglés, como mucha de la información que recibimos.

Las enumero: liderazgo, alfabetización digital, (habilidades de) comunicación, inteligencia emocional, emprendimiento, ciudadanía global, resolución de problemas y trabajo en equipo.

Existen otros parámetros educativos internacionales, diferentes, que mostraremos en próximas entradas.

¿Cuántas de ellas se incorporan y desarrollan hoy, directamente, en  nuestras Escuelas?

“La crisis se produce cuando lo viejo no acaba de morir y cuando lo nuevo no acaba de nacer”.  Bertold Brecht

Aunque es una frase clásica, me parece que puede ilustrar nuestro momento.

Por ejemplo, ¿por qué no se estudian más idiomas? Existe cierta controversia en la implantación del inglés y el modelo bilingüe, cuando de todos modos ¡un único segundo idioma ya resulta insuficiente! Por cierto ¿por qué comienza en primero de Primaria y no en primero de Infantil para optimizar las posibilidades de aprendizaje de niñas y niños?

Los que aspiran a trabajar en grandes empresas al menos necesitan tres, eso facilita y mucho lograr la ciudadanía global. Los idiomas nos abren a otras maneras de pensar.

Otro aspecto infravalorado y esencial es el relativo a la creatividad.

“Cuando creímos que teníamos todas las respuestas, de pronto, nos cambiaron todas las preguntas”.  Mario Benedetti

¿Cómo puede la educación preparar a nuestros alumnos e hijos, desde la certidumbre del pasado, para los retos futuros que aún no se han planteado? Las sociedades están evolucionando muy rápidamente. ¿Podemos permitirnos dejar de cultivar el inmenso caudal que el desarrollo de la creatividad ofrece?, la posibilidad de generar en nuestros alumnos la competencia de dar respuestas nuevas a nuevos retos y necesidades desconocidas. Esto es resolución de problemas.

Me gusta esta imagen y lo que muestra, es de Juan Miguel Muñoz:

Edu Historia copia.jpg
Red personal de aprendizaje -PNL-  Juan Miguel Muñoz

Se puede decir sin dudar que actualmente el paradigma educativo puramente cognitivo: mental y positivista originario del siglo XIX, está completamente desfasado y obsoleto. Citando a la Maestra Olvera es: “retrógrado, oscurantista y medieval”. Algunos, sin embargo, no acaban de darse cuenta o no tienen la visión necesaria para trascenderlo.

La Pedagogía Sistémica ofrece las posibilidades de la Inteligencia Transgeneracional. Una lectura simplificada apuntaría a que “no se llega desde el presente a construir el futuro, sin resolver el pasado”.

Bert Hellinger nos muestra la existencia de una nueva dimensión en el ser humano y en los sistemas familiares y sociales. Nos descubre sus principios y nos ofrece herramientas de solución, profundas y rápidas, para el presente; que nos abren las puertas a un mejor futuro.

¿Puede la sociedad contemporánea ignorar las inmensas posibilidades que esta nueva mirada ofrece y de las que se encuentra tan necesitada? Es cuestión de tiempo.

Andaba rumiando lo sucedido en el último claustro del nuevo Centro, relativo a injerencia de la política en lo educativo, cuando de repente me surgió una imagen: ¡en ella se encontraban las maestras y maestros excluidos del Sistema Educativo en España, en su reciente historia!

Sistémicamente, las exclusiones son alteraciones incoscientes del Principio Básico de Inclusión y tienen consecuencias e implicaciones en las generaciones futuras. Incluso, aunque esas personas ya no se encuentren físicamente entre nosotros; pues esa dimensión hellingeriana es atemporal. Almacena toda la información y registra los eventos no resueltos que son relevantes “en la nube” (una imagen actual)  del campo.

Caí en la cuenta de que esos compañeros militantes políticos, inadvertidamente, me los están mostrando con su gran amor.

Inmediatamente me sentí conmovido y profundamente agradecido. Después de veinticuatro años ejerciendo la docencia, les puedo decir internamente: “sí, ahora yo os veo”.